«Sólo 6% de las empresas en México tienen un proceso claro en el establecimiento de los objetivos que quieren alcanzar»*.

Toda empresa, ya sea las que comienzan, la medianas o aquellas que se encuentran consolidadas, siempre buscan crecer, y se preguntan ¿por qué es tan difícil? ¿es el entorno? ¿es la política? ¿es la economía del país? y no se dan cuenta que  adaptarse a nuevos modelos y a las necesidades del mercado requiere de un correcto planteamiento de metas y objetivos, es decir, analizar el exterior es importante, pero tener la capacidad de mirar hacia adentro de la organización, reconocer con qué herramientas cuenta, cómo las va a utilizar y de qué manera plantean sus metas, cómo trabajan sus recursos, cómo plantean sus objetivos y cómo los llevan a la práctica es el factor clave en el que el 94% de las empresas mexicanas pierden el foco.

De acuerdo a un artículo publicado en la revista Líderes Mexicanos, metas y objetivos no son lo mismo. En muchos casos, al interior de las empresas se utilizan como sinónimos, lo que refleja dos problemáticas: uno, el desconocimiento que se tiene de los procesos; y 2, aunque se tenga bien definidos los términos, las estadísticas demuestran que no se aplican correctamente.

Te ofrecemos una pequeña guía para tener éxito en el planteamiento de objetivos y su aplicación, lo que te permitirá ofrecer a tus clientes el mejor servicio como aliado comercial:

Primera clave, objetivos estratégicos o de innovación: plantear por lo menos un objetivo de este tipo anualmente para sostener el crecimiento de la empresa a largo plazo, aquí la clave es prevenir para el futuro.

Segunda clave, objetivos operativos: toda empresa bien organizada debe plantear al menos 8 objetivos de este tipo al año, estos son los que se deben plantear y ejecutar en el trabajo diario, algunos ejemplos son los “cómo” de procesos internos, contratación de personal, administración de recursos, proceso de ventas, etc.

Tercera clave, objetivos de proyecto: en cada proyecto que  plantee la organización, sin importar qué área sea, de hecho debe ser en todas las áreas al interior de la empresa, debe haber objetivos de mejora continua.

¿Cómo plantear los objetivos?

Aquí la clave es el trabajo del liderazgo, asegurarse de que cada objetivo planteado sea:

  • Específico: los resultados deben ser concretos.
  • Medible: en Calidad, Cantidad, Tiempo y Costo
  • Alcanzable: toma en cuenta la capacidad que tiene tu organización para ejecutarlo
  • Relevante: todo objetivo debe sumar y ser un desafío para los integrantes del equipo tanto en su proyecto de vida personal, como para la empresa.
  • Tiempo: en cuántos días, semanas o meses se logrará el objetivo.
  • Resultados: el líder de área, proyecto, sector, equipo, etc. tiene la responsabilidad de estableces lazos de retroalimentación con su equipo para asegurarse de que se estén logrando los objetivos planteados.

Sin dejar de lado los retos que hay por vencer, en TIP vemos oportunidades que nos motivan y estimulan nuestra capacidad y creatividad; con gran satisfacción aplicamos cada una de las claves antes mencionadas lo que nos ha posicionado, en un tiempo récord, como una de las 4 mejores arrendadoras de vehículos  y el líder en equipo pesado en México.

Estamos listos para ser parte de tus metas estratégicas para que logres tus objetivos de crecimiento, somos un excelente aliado comercial.

Otra razón más por la que #LeasingTIPesLoDeHoy.

* Fuente: Estadísticas Great Place to Work.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.